La planta de gas de Vinaròs emitirá el mismo CO2 que los camiones que pasan por la autopista

FUENTE

Las instalaciones de la planta de gas en tierra que Escal UGS ubicará en una zona equidistante de los núcleos de Ulldecona, Sant Rafel y Alcanar, muy cercana al trazado de la autopista AP-7, emitirán la misma cantidad de CO2 que generan los miles de camiones que diariamente circulan por este vial de pago que atraviesa el Maestrat, según explicó a la Plataforma de Defensa de les Terres del Sénia el propio presidente de la firma, Recaredo del Potro.

Rubén Colell, portavoz de este colectivo, agradeció la “predisposición” de la empresa a conversar sobre el proyecto y a “escuchar” las peticiones de las voces contrarias agrupadas entorno a este movimiento cívico.

No obstante, la nueva propuesta de ubicación sigue siendo “superflua” para la Plataforma, que avanzó que “seguirá luchando frontalmente contra el proyecto en su globalidad”.

Escal UGS se mostró dispuesta a escuchar todas las peticiones sobre mayores medidas de seguridad y correcciones al proyecto porque “aunque suponga un incremento del coste, éste lo acabará pagando el Ministerio”, que es el encargado de abonar el coste de esta infraestructura que acabará formando parte del sistema gasístico español una vez Enagas la conecte a la red.

Entre las correcciones que el pasado miércoles avanzó el ministro de Industria, Joan Clos, podrían estar la reducción de la altura de las chimeneas, la integración paisajística o el hecho de que la planta quede ubicada en un desnivel orográfico que ocultará parte de sus elementos.

Impacto visual
Colell recordó que “está ahora más apartada del núcleo de Alcanar, pero sigue estando en una zona común de paso de buena parte de la comarca y tiene afecciones visuales importantes”.

La primera imagen del Maestrat viniendo desde Catalunya por la autopista sería la planta de gas. Por ello, la Plataforma considera “irracional” crear en esta zona del norte de Castellón esta infraestructura y el depósito, que será el tercero mayor de Europa.

El colectivo incluso expresó su miedo a un “hipotético ataque terrorista” sobre esta infraestructura energética o las consecuencias de un “posible error humano” en toda la cadena de manipulación del gas. “No queremos dejar tirados a todos aquellos colectivos que se verán perjudicados y nos apoyan, como son los pescadores y agricultores”, añadió Colell, quien denunció que los terrenos de la zona elegida son “entre un 75 y un 80% propiedad de vecinos de Alcanar”.

La Plataforma propuso la creación de pequeños depósitos junto al gasoducto, cerca de los lugares de consumo del gas natural, “frente a un depósito faraónico en un lugar donde no hay consumo y que reportará grandes consecuencias económicas, para la salud y medioambientales”.

Advertisements

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s